09 abril 2008

Vos y la Poesía

la poesía explotará
en tu cara
con una sordera
de orgasmos llenos
seguida de lenguas
y ahogados gritos

y responderás
con indiferencia
ante la avalancha
de fluídos

pero tus miembros
vibrarán
junto con ella

y será entonces
un orgasmo compartido

lo más parecido
al amor

vos y la poesía
Share:

7 comentarios:

juan borges dijo...

salud compañera !!!!
yo soy un inagotable buscador de orgasmos y sin duda con esa hembra loca y rabiosa, que me lame, que me hace sudar tengo los mejores, esa hembra-poesia es inigualable!!

Enana boicoteadora maldita dijo...

ahi te agregue al msn

Rex Venom dijo...

Damn! Wish I could understand what you are writing, chickie!
Rock on!

Dioniso dijo...

El poema encarna una forma de aletheia, la palabra como revelación trascendente.La etimología griega de aletheia o desvelamiento,nos remite a una especie de cosa oculta que aflora en el río del olvido o Letheo. Aletheia es lo que escupe el olvido. Heidegger dice en Sein un Zeit que la verdad es un robo. Quizá en el sentido de desenmascaramiento brusco, en que la verdad no llueve del cielo. Como si el filósofo, asi como en este caso el poeta fuesen el Holmes de la aletheia.
Todo poeta reconoce la recurrencia de ciertas palabras, de ciertos manierismos en su trabajo, y desearía romper con ellos y empezar algo radicalmente distinto cada vez. Como la etimología de la palabra lo indica, la poesía no se limita a reflejar lo que es, sino que también crea nuevas realidades, ilumina sitios recónditos y nos permite ver nuevas perspectivas o viejas perspectivas como si fueran nuevas.

Saludos y buenas vibras.

Leyó:

Dioniso

juan borges dijo...

SALUD Y POESIA !!!!!
aguante HUMO ...

Sebastián Matías Oliveira dijo...

que haces pankeka

te agregueue a los links amigos


saludosssssxssssasdasdfasedaskhbdakjdshgbkajsdasdasd

©Claudia Isabel dijo...

Ok, después de la magistral clase de Dioniso, no se que agregar que no resulte tonto...en fin, el poema es uno o muchos orgasmos, en la poesía encontramos aquello que queremos encontrar y nos realizamos en ella porque la amamos. Aveces con furia, otras con paz tibetana, y también hay ternura; en ese fuego, en su sensualidad absoluta...tantas caras como personas...
Me dio gusto leerla.
Un abrazo